Home »

 
 

Escuelas

 

Las Escuelas Biblos de Idiomas (EBI) se crean como entidades organizativas y físicas en las propias instalaciones de Biblos Idiomas, diferenciadas física y conceptualmente de los locales de Academia Biblos.

Organización

Desde un punto de vista conceptual y organizativo, cada escuela tiene su propia idiosincrasia que requiere una estructura organizativa y unas características del local y del profesorado específicas. Siempre dependiendo del tamaño de cada Escuela, existen los siguientes puestos:

  • El director de Biblos Idiomas, puesto que ostenta Mayte Batalla, directora de Academia Biblos.
  • El asesor de idiomas, con funciones de apoyo y supervisión de las escuelas de Biblos Idiomas.
  • Cada escuela tiene su propio director de escuela (sustituido por el tutor principal en caso de las escuelas pequeñas).
  • Cada grupo tiene un tutor propio, que se encarga de organizarlo y responder a todas sus dudas.
  • Cada asignatura tiene asignado un profesor principal, que organiza el temario y la evaluación.
  • Los profesores que comparten la tarea de la enseñanza, repartiéndose en grupos, niveles, o bien en temas, asignaturas y campos.

Guías de idiomas

Mención aparte merecen nuestros guías de idiomas (o simplemente guías), figura omnipresente en la academia y exclusiva de Biblos Idiomas. Se trata de estudiantes o profesores de idiomas con un nivel medio-alto del idioma (o de los idiomas), interesados en practicar el mismo, o en tener una experiencia laboral interesante, o incluso un trabajo en formación, en algunos casos previo a ser profesores en Biblos Idiomas, según el caso. La actividad de los guías de cada escuela es muy amplia y flexible, y entre otras cumplen las siguientes funciones.

  • Tutorías y apoyo personalizado al aprendizaje de idiomas, en horarios predeterminados o previa petición de cita.
  • Organización de “entorno seguro” en horas libres de clase para grupos o alumnos que lo soliciten, o bien por iniciativa propia.
  • Horas programadas de apoyo al aprendizaje, que en general suelen compartir con los tutores: redacción, fonética, presentaciones, etc.
  • Organización y fomento de actividades.

Localización

Desde el punto de vista físico, los locales o las partes de ellos dedicados a un idioma concreto están sumergidos en él, por medio de detalles que se procura inunden de la cultura del idioma y aislen al alumno también físicamente desde el acceso a los mismos. Aunque los cursos están divididos en niveles y por modelo y objetivo del aprendizaje, el entorno físico de las escuelas es compartido por todos los que estudian un mismo idioma, al considerarse que todos tienen algo que enseñar a los demás – por poco que sepan -, y que el contacto en el idioma objetivo con otros alumnos – sean de mejor o peor nivel – incrementa el manejo del idioma.